Infielders jóvenes y prometedores…


cabrerita.JPG  “Cabrerita” pieza clave de los Marlins en el 2007

Con menos días para el inicio de los campos de entrenamiento de las Grandes Ligas, de lo que se puede hablar en estos tiempos, guarda relación con análisis basados en el papel. Un  interesante trabajo del periodista de ESPN, Bob Klapisch, ubica al infield del equipo Marlins de Florida como el más prometedor y duradero en razón a la edad promedio de sus integrantes (24.75 años).

Si comenzamos por la tercera almoadilla, nos topamos con  la familiar figura del venezolano Miguel Cabrera. Siempre con los floridianos, promesa desde su publicitada firma y rendidor en todas sus temporadas.

Actualmente espera la decisión relacionada con su salario (parece que habrá acuerdo), anclado en el proceso de arbitraje y con el asidero de grandes actuaciones como argumento principal. Peleando por el título de bateo en el 2006 (al final lo obtuvo Freddy Sánchez) con más de 100 remolcadas y una sólida defensa, además de su envidiable juventud (24), lo ubican incluso como el “Albert Pujols de los Marlins”, comparación que no deja de ser halagüeña.

En el shortstop, hallamos al Novato del Año, Hanley Ramírez. Tanto esperan los de la Florida de este joven, que le impidieron jugar pelota invernal. Con .292 de average, más de cien carreras anotadas y unas cualidades excepcionales a la defensa, Ramírez luce como una atractiva figura en los años por venir del equipo. Esos años en los que la calidad les cuesta poco dinero.

Dan Uggla, el segunda base, acaparó  un buen número de votos en la elección del mejor recluta de la zafra. Sus 27 cuadrangulares como camarero se convirtieron en un registro para jugadores debutantes en su posición. Fuerza, habilidad y juventud. Todo en uno. Igualmente “barato” en las próximas campañas, se mezcla a la perfección con Ramírez alrededor del segundo saco.

La inicial, será custodiada por el joven Mike Jacobs.

Cuando debutó con los Mets en el 2005, dejó claro que su swing era materia importante a seguir. Incluso logró 10 jonrones en un mes, nada mal para un sujeto que nunca había estado en las mayores.

A Jacobs lo vimos en Venezuela en la 2005-2006 con el Pastora de Los Llanos y no cubrió las expectativas generadas con su desempeño en la MLB. Con él conversamos muchísimo y el mismo día que fue transferido a Florida, nos comentó que “otra puerta se estaba abriendo” y que ese era “su trabajo”. No dejó buenos números en Venezuela (si gratos momentos y una alta dosis de empanadas consumidas en las afueras del parque de Araure), pero con los Marlins en el 2006, su madero volvió a hablar por él. Sus 100 remolcadas y la mejoría notable de su accionar defensivo, lo dejaron todos los días en el line up y hoy por hoy es una de las bases de la joven plantilla.

No estamos diciendo que Florida será el campeón, pero seguramente ganará bastantes juegos apuntalados por estos muchachos, futuras estrellas del juego.

No hay que perder de vista a los Marlins…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s