66 juegos de suspensión para Yorvit


Se esperaba que mañana martes la Junta Directiva de la LVBP, tomara decisión en el caso relacionado con el receptor Yorvit Torrealba y su confrontación física con el umpire Darío Rivero. Jr. No obstante, y asumimos que para no alargar en demasía la tan esperada disposición del ente rector de la pelota profesional criolla, en junta extraordinaria, y según se desprendió de la cuenta de Twitter del Presidente del organismo, José Grasso Vecchio, se acordó la suspensión del receptor por un total de 66 juegos. O lo que es lo mismo: 3 partidos que restan de esta campaña y la totalidad de la entrante, a menos que los melenudos vayan al Round Robin. En ese caso, al total de 66 se le restarían los de la semifinal e incluso los de la final si aplicara.

Ya con ese número en la mano, se pudiera hablar de la sanción más severa impuesta a jugador alguno en la LVBP. Sin embargo, el club leonino cuenta con el recurso de apelación en las próximas 48 horas. Recurso que requerirá de una espectacular presentación para que la sanción sea modificada.

Tal y como lo expresamos en el post anterior, la LVBP tenía entre sus manos un caso difícil: si el castigo impuesto era muy “blando”, sin duda alguna abriría una peligrosa brecha para que, basados en la poca contundencia de la sanción, acciones como esa pudiesen repetirse en cualquier  momento. Y el objetivo liguero era precisamente el de sentar el precedente en cuanto a la poca disposición del ente peloteril a soportar actos relacionados con la violencia en el terreno de juego.

En todas las instancias del acontecer diario, resulta extremadamente difícil, imposible casi siempre, complacer a todos. Hay  posiciones que disponen de muchas maneras de ser estudiadas, por lo que el abanico de pensamientos resulta directamente proporcional al número de analistas.

Mientras que un sector aplaude hoy el dictamen de la LVBP, otro sigue pensando que ha podido hurgarse más en la intensidad de la falta para esgrimir razones que incrementaran los niveles del castigo. Sin embargo, asumimos que no es una “cacería de brujas”  el fin perseguido por la Liga. Entendemos que el sentido del castigo está basado en la necesidad de mostrar el camino correcto en el espectro disciplinario de la pelota venezolana y sentar las bases que pondrían en alerta a posibles infractores.

Entre los comentarios que hemos recibido en atención a las opiniones que expresamos, varios apuntan al hecho de que “este béisbol poco importa a jugadores establecidos en MLB como Yorvit”, por lo que cualquier sanción que le fuere impuesta, poca trascendencia tendría en el ánimo del pelotero.

Tomando lo anterior como referencia, es viable argumentar un par de puntos: la sanción, de la que Torrealba es depositario, va más allá de un castigo al careta capitalino per se. Son muchos los jugadores que integran el circuito venezolano de béisbol profesional, y seguirán siendo diversas las oportunidades en las que no se esté de acuerdo con resoluciones arbitrales en un juego. El stress estará siempre presente y la necesidad de salir airoso en un compromiso generará presiones y muchas controversias. Eso es un hecho insoslayable en la historia de todo campeonato. No obstante, la eventualidad de recibir un severo castigo, rondará permanentemente en el ánimo de quienes pretendan alterar el entorno pacífico del principal pasatiempo de los venezolanos.

Por otra parte, y basándonos en el apego de la inmensa mayoría de los beisbolistas a la esencia de su vida laboral, el no estar presente en un campeonato local porque un ente así lo dispuso como pena, resulta como el azúcar para un diabético. Una cosa es no querer participar porque se está cansado o por cualquier razón de índole personal, y otra es no uniformarse porque existe una prohibición ajena a la voluntad del jugador.

Como también dije en el post anterior, conozco a Torrealba desde hace mucho, y sé que no la debe estar pasando bien con todo lo sucedido. El cuenta con  muchos seguidores de su trabajo en el país, y siempre es importante ver en acción a nuestros ligamayoristas. Si los Leones lo llevaron a sus filas, seguramente fue confiando en sus habilidades para el juego y convencidos de que su actuación podía ser decisiva a la hora de catapultar al club a instancias superiores en el certamen. Ellos, los Leones, sus fanáticos y el propio Torrealba sufrirán en carne propia los rigores de esta prolongada ausencia.

Lo importante, a fin de cuentas, es el “poner orden en la casa”, y la LVBP puso un parámetro que hará reflexionar a muchos.

Si eso contribuye a erradicar situaciones desagradables como la que propició el careta caraquista, algo positivo, más que negativo, se habrá sacado del veredicto.

Como siempre acoto, es mi posición y mi manera de ver las cosas. Siéntase en libertad de disentir y de opinar como yo lo he hecho: respetando y argumentando hasta donde sea posible.

Falta mucho amigos, pero mucho menos…

6 pensamientos en “66 juegos de suspensión para Yorvit

  1. Soy caraquista y me parece correcta la sanción impuesta a Yorvit, esto sin duda deja un parametro en la liga y corta la violencia y falta de respeto contra los umpires, que tampoco es que sean muy buenos, pero ese es otro tema ya. Constantemente se ven bateadores reclamando bolas y strikes ó lanzadores gritando cosas o gesticulando en reclamo de una sentencia. (Esto debe pararse).

    Como dato adicional, me parece grave la falta de respuesta de los coach y manager del equipo, quienes en criollo, “dejaron morir” solo a Torrealba en el home… la directiva de Leones debería buscar un manager solvente, preferiblemente venezolano y revisar el alto mando del equipo, gente como Manuel Gonzalez, Lescano, Armas y el Coach de 3ra q se me escapa ahora el nombre.

    Saludos.
    A.Brito

  2. El problema de una reacción como la que tuvo Torrealba, es que no se miden las consecuencias en el momento. Ahora es que él empezará a saber como el gremio de los árbitros actuará sobre su persona a la hora de estar bateando o catcheando. En mi opinión se la van a dedicar de ahora en adelante, pelota cerca del home es strike cuando esté bateando, lanzamiento cerca del plato es bola cuando esté en la receptoría. Si no tiene el don o la habilidad de disculparse con cada árbitro y saludarlo antes del juego SE LA VAN A DEDICAR, créelo. Ahora es que comienza su verdadera carrera, luchar contra sus miedos y el rencor del ser humano. Atte. Michel Moreno (El Slugger) La Leyenda.

  3. Me parece correcta la decisión impuesta x la liga, es lamentable x yorvit.. Pero esto servirá de Ejemplo y disciplina a muchos peloteros!! Hay que mantener el respeto a la autoridad arbitral.. Y ellos como tal mejorar en donde hay Fallas como las Zonas de Estrike.. Atte Edwar Lugo.. Valencia Edo Carabobo..

  4. Buenas tardes, soy caraquista y por nada del mundo justifico la actitud de yorvit, no soy quién para decidir si fue leve o fue acertada porque eso le corresponde a la liga… Si el caracas hubiese bateado y congelado los 2 juegos ante caribes en caracas, polémicos por demás debido a las decisiones arbitrales, nadie estaría en este momento recordando esos strikes no cantados o el quieto (de calle) del mismo yorvit en primera… Pero, por más justa que sea la sanción siempre será inevitable caer en comparaciones: ¿Dónde está la dureza de la liga al suspender a los jugadores de los tigres de aragua hace un año por gestos obsenos al público en caracas en un partido contra los leones? Entre 5 y 9 juegos de suspensión… ¿Cuál fue la sansión a Carlos García por ESCUPIR a un arbitro? Adivinen: Ninguna… Entonces, ¿Dónde esta el equilibrio en los diferentes hechos en los que haya que imponer sanciones? Definitivamente el trabajo de los árbitros debe ser revisado ya que este año han habido muchas quejas, de TODOS los equipos, sobre todo de los importados, a la hora de las decisiones por parte de ellos.

  5. Con respecto a Yorvit la sanción me parece justa, porque se tienen que cortar de raíz esta y alguna próxima situación similar que esperemos no acontezca. De las sentencias arbitrales, muy desatinadas por demás decirlos, se han visto afectados todos los equipos. El umpire del día del problema fue Dario Rivero jr., venezolano, los cuales (los umpiers venezolanos) me parecen han tenido menos fallas y están muy por encima del nivel de la importación de umpiers, en especifico los estadounidenses, los cuales he visto en las diferentes transmisiones televisivas o en las ocasiones que he ido al Estadio, ser los más polémicos con sus decisiones. Por ahí entendí que ellos pertenecen a un circuito, por así llamarlo, de MLB (incluye A, A+, AA, AAA y Grandes Ligas), y que es la MLB quienes eligen los umpiers que podrán prestar servicio a las diferentes ligas del caribe en el béisbol invernal, es decir, en pocas palabras estos son los que les mandamos, tómenlos o déjenlos, y los que permiten suelen ser categoría A, A+, difícilmente son AA o AAA, y supongo que por necesidad de completar al circuito de umpiers de la LVBP los toman.
    Conclusión en modo de pregunta: ¿Será posible fortalecer las academias o escuelas de umpiers en Venezuela para no tener la necesidad de buscar umpiers en el exterior, o por lo menos contar mucho menos con ellos y más con los nuestros?
    Otro punto, ya no importa el pasado si se sanciono con toda la severidad posible a los jugadores de los Tigres de Aragua, porque obsceno o no, si tomamos en cuenta los gestos de los jugadores hacia el público todos llevan a la exaltación del fanático, en ocasiones para bien, otras para mal, entonces quizás cualquiera podría ser tomada en cuenta para sanción. El caso de Carlos García no escupe al arbitro con premeditación o alevosía (como ejemplo el caso de Roberto Alomar), es un choque cara a cara donde suele salirse una salivita y esto tiene ocurriendo toda la vida en la historia del béisbol, no digo que este bien, se podría llamar la atención para que no ocurra y con esto quedar solucionado.
    Nos dejemos llevarnos por nuestro punto de vista o amor que tengamos por una camiseta, seamos objetivos, lo que paso es pasado, y creo que el ejemplo hay que darlo desde ahora, sanciones en Venezuela faltan, otra que debería ser tomada en cuenta y con severidad es hacia el fanático, basta de lanzar objetos al terreno de juego, no miden que una agresión hacia cualquier persona podría terminar muy mal, y esto es un tema recurrente en nuestros estadios. Con esto agrego que luego de la sentencia de Yorvit, la LVBP sea tan severa en cualquier caso de abuso como de irrespeto tal cual lo fue ahora, me parece que debemos ser ciudadanos antes que fanáticos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s